La Difunta Correa, el Gauchito Gil y sus leyendas no comprobadas que originaron la devoción

Deolinda Correa y Antonio Plutarco Cruz Mamerto Gil Núñez, murieron durante el siglo XIX y se convirtieron en las mayores devociones de fe pagana de Argentina.Artículo Original